UNA IGLESIA SALUDABLE (3): JEZABEL

Por Andrés Carrera

Continuando con nuestra serie sobre cómo ser una iglesia saludable, hoy trataremos sobre otra herejía contra la que luchó la iglesia primitiva, y que de una u otra forma continúa hasta hoy.

La Biblia le coloca a esta particular forma de comportarse un nombre de mujer: Jezabel.

Cuando analizamos la historia de Israel nos encontramos a un personaje con este nombre, que era el compendio de la maldad.  Su historia se cuenta en los Libros de los Reyes (I y II).

Era una princesa fenicia, que se casa con el rey Acab del Reino del Norte durante la época en que la nación de Israel estaba dividida en los reinos del norte (Israel) y sur (Judá). Ella alejó a Acab de la adoración a Yahvé  y lo terminó llevando hacia la adoración a Baal. (I Rey.16)

La reina consigue controlar a Acab y con ese control llevó a los hebreos a la idolatría, la corrupción y la “inmoralidad sexual”, sometiéndolos a una tiranía. Al principio ella se sometió a la fe israelita, sin embargo, después se impuso a los ancianos, y consiguió modificar el modo de vida de Israel, hasta llevarlos a la idolatría y a la adoración total a Baal.

Jezabel masacra a los profetas de Yahvé y luego el profeta Elías desafía a 450 profetas de Baal a una prueba para saber cuál es el verdadero dios (1 Reyes 18); se sacrifica a dos animales, uno para cada dios, y se espera a ver cuál dios, tras la invocación pertinente, enciende el fuego del sacrificio. Mientras que Baal no aparece, Yahvé sí, el fuego enviado por Yahvé consumió incluso el agua que habían vertido sobre el sacrificio y hasta las piedras del altar. Elías y el pueblo, con el respaldo de Yahvé, masacran a los profetas de Baal, ganándose la enemistad de Jezabel, y Elías termina huyendo de ella.

Tras la muerte de Acab, Jezabel continúa mandando a través de su hijo Ahaziah. Cuando Ahaziah muere en una batalla, ella continúa ejerciendo el control a través de su otro hijo, Jehorám.

Como se refiere en 2 Reyes, 9:1-10, Yahvé habla a través del profeta Eliseo (sucesor de Elías), y sitúa a uno de sus siervos, el ungido Jehú, como rey en lugar de Jehorám’, ordenándole: “golpea la casa de Acab…”. Respondiendo a esta demanda para la revolución, Jehú asesina al rey Jehorám cuando intenta escapar.

Jehú se enfrenta luego a Jezabel en Jezrael y anima a sus eunucos a asesinar a la reina madre tirándola por una ventana. Lo hacen y la dejan en la calle para que sea comida por los perros. De Jezabel solo quedan el cráneo, los pies y las manos.  Su final cumple la profecía de Elías (1Reyes, 21:22-26).

Con estos antecedentes, podemos colegir a lo que se refiere el libro de Apocalipsis cuando nos habla de una persona con ese nombre (Ap. 2: 20 al 23).

Creo que es poco probable que se trate de una mujer, puesto que nadie en el mundo judío, pondría a una hija ese nombre. Por tanto, de lo que se nos está hablando es de la posición religiosa de esta persona que vivía en Tiatira.

Esta persona estaba actuando como una verdadera Jezabel, llevando a la Iglesia a la idolatría y a la adoración de otros dioses, y a acomodarse a la vida pagana para poder proteger sus puestos en la sociedad y sus intereses comerciales.

Una cosa que me sorprende mucho respecto a este tema es que tratando de averiguar más acerca de este personaje me encontré con algo llamado el “espíritu de Jezabel” por el movimiento neo pentecostal y debe ser la cosa más sexista que he oído en mi vida.

En una prédica (1) se nos habla de que este espíritu es el que tiene la mujer que hace que su esposo e hijos se cambien de Iglesia, porque no está contenta y que 9 de cada 10, los esposos se han ido del cristianismo, y los hijos se han ido a consumir droga. Obviamente, esta estadística no es sino un intento más de controlar a los feligreses para que nadie se vaya, pues ni tiene como investigar quienes se han ido, a donde y si están o no en problemas, a menos que tenga una agencia de investigaciones.

El predicador continúa informándonos que este espíritu compite con el espíritu de Elías, el primero causa la desunión de la familia, pues es la mujer tratando de liderar la casa usando tres tácticas principales: lágrimas, comida y sexo.

Contra estas tácticas el hombre debe usar el espíritu de Elías y evitar esta arremetida, ya que, si usted tiene una mujer que le hace problemas por ir a la iglesia, usted está casado con una bruja. Es tal el poder de este espíritu, que, según él, Jezabel logró que Elías muera de depresión.

Una aclaración necesaria: Elías no murió, sino que fue llevado al cielo en un carro de fuego y no ha muerto aún, y solo a esta persona se le puede ocurrir que en ese momento realmente celestial uno pudiera estar deprimido.

Pero la cosa no acaba allí, usted puede ver páginas de internet dedicadas a este “espíritu”, listando sus características, diciéndonos como combatirlo, como liberarnos de él, etc. Uno de ellos al concluir su escrito nos da un refrán que expresa haberse inventado, digno de Cantinflas y dice “mejor es un demonio afuera que adentro”. (2 y 3)

De dónde sacan tanto invento. Es increíble lo que dicen para manipular gente, y más increíble que se digan “cristianos”.

Jezabel fue un personaje histórico que llevó a Israel a la idolatría, que no es solo estatuas, sino que incluye todo aquello que adoremos tanto o más que al único y verdadero Dios y pueden ser cosas como: dinero, poder, el yo, una persona, etc.

La iglesia sana aprende y aplica dos cosas que hemos visto:

  1.  Se cuida contra la herejía de la idolatría y que se sirva a otra persona que no sea Jehová, enseñándole a la membresía que los pastores somos hombres igual que ellos, con distinta función, pero jamás un intermediario entre Dios y ellos, o la única palabra autorizada para interpretar la Biblia.
  2. Tengo que evitar cualquier cosa parecida a manipulación o inventarme cosas que simplemente no son bíblicas, luchar contra ellas, y seguir intentando que mantengamos la buena doctrina.

Notas:

(1) http://www.youtube.com/watch?v=aWD2VTRQZUM

 (2) http://www.iglesiacristianarestaurandoalcaido.com/index.php?option=com_content&view=article&id=68:los-cinco-espiritus-del-enemigo-que-estan-atacando-a-la-iglesia&catid=80&Itemid=465.

 (3) https://es-es.facebook.com/notes/alejandro-ayala/14-caracter%C3%ADsticas-de-un-esp%C3%ADritu-de-jezabel/10151066789848366

366

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s